21 septiembre 2012

Sobre el Crowfunding

Sabias palabras:

Seremos mas selectivos con a quien damos la pasta y sobre todo para qué, que es la asignatura pendiente de todo este tinglado. Ahora mismo hay mucha gente que piensa que lanzando dinero a la pantalla va a conseguir el juego de sus sueños y no es así. La perspectiva correcta del asunto es vernos como mecenas. Ni como inversionistas ni como financiadores puesto que no tenemos ninguno de los derechos que ostentan los que si lo son. Somos mecenas como los Medicci, solo que en masa para arriesgar menos pasta, y ,como ellos, no tenemos ni idea del resultado final, de como va a quedar la cúpula, el edificio o el cuadro. La única cosa que podemos hacer para amarrar el resultado es confiar en artistas ya consagrados que quieran hacer algo diferente a pintar santos pagados por los de siempre: la iglesia. Pero aunque como primerizos apostar por valores seguros es lo mas sensato, tampoco debemos limitar esta nueva forma de impulsar proyectos a autores ya consagrados o cerraremos la puerta a una de las formas mas originales y eficaces de dar oportunidad a jóvenes y desconocidos talentos, dando paso a nuevas ideas que buena falta nos hace.

...Pero no sobre esta modalidad para proyectos roleros, sino videojuegos y extraído de este artículo de Gamesajare. Tratan el destino del formato, pero también como podrán apañarse donantes y desarrollares si se hace habitual no llegar a los mínimos, no que casi se rompa la saca, que es lo que viene pasando en gran parte de los casos. Genera un debate interesante en comentarios, por cierto.

Supongo que buscarán que hable de rol, más temas tenemos pero sí, vamos a acabar hablando de eso, paciencia. También me gustaría llevar vuestra atención al crowfunding de Arcadia Gamers / El Club Vintage, sendos programas de videojuegos con distinto enfoque pero mismos perpetradores que, al no poder seguir en radio local y teniendo público nacional gracias a su redifusión en mp3, decidieron pedir 500 eurillos para poder pillarse una mesa de mezclas y unos micros apañados, cerrando la convocatoria con más de 7500 euros.

Hay todo un éxodo de programas de radio local al podcast vía crowfunding. En este caso se debe a que las radios locales malviven con la publicidad y se recortan sus parrillas lo mismo que su financiación. La gente de Arcadia solamente son unos más de todos los afectados.

En el sector de la publicación de rol se ve con gran ilusión poder editar tu propio juego gracias a recaudar micropagos de los interesados, pero los roleros no solemos ser los primeros en cuanto tendencias en casi nada. Lo citado al principio viene suscitado porque eminencias del mundo del videojuego (creativos que encuentran que la industria ya no invierte en proyectos como los que hacían antes) y compañías establecidas (que saben que barajan un proyecto minoritario y algo nostálgico) utilizan este sistema de financiación que demostraba ser válido para documentales independientes, discos, libros o pelis que de otra manera no podrían ver la luz.

Cabe reducir esto a tesis panfleteras buenrollistas (si la industria no sabe qué es lo que quiere la gente, nos la saltamos), el cinismo con medias verdades maliciosas (¿quieres hacer algo rentable o ganar más dinero?: elimina al intermediario) o ponernos alarmistas respecto a que esto son soluciones a corto plazo que dan viabilidad ahora a algo pero que no generan más demanda y desproveen a nuestra afición de visibilidad, que tampoco es una tesis inverosímil, aunque no deja de ser una forma de verlo mirando una sola de sus caras. Pero en realidad no vengo a hablarles de otra cosa que no sea el propio funcionamiento y previsible evolución del fenómeno, es decir, ¿qué va a ser del crowfunding respecto al rol? que no es lo mismo que preguntarlo al revés. Porque el rol seguirá.

Desde el fulgurante primer tramo de recaudación del juego de rol La Puerta de Ishtar he estado pendiente de la red lo que he podido, ya que como saben, aparte de Arcano y FR estoy trabajando para otro proyecto de financiación parecida. Mucho rebote de sus noticias y pocas opiniones, siendo estas de género entusiasta porque un colega rolero iba bien con su juego. Pero habiendo una pequeña variedad, mucho más interesante, preocupada sobre el aluvión de precaria calidad de proyectos que nos iba a tocar tras tan preclaro éxito. Tampoco dicho así, pero sin caer en el ahora todo el mundo querrá sacar juegos así y nos vamos a hartar de mierda.

Se ve mucha maniobra con poco tino en cuanto editar rol (cobrando o no cobrando y siendo yo el primero que la gafo) en nuestro país, pero no será así. No tenemos que ver malos agueros cuando un rolero se ha marcado un curro y la comunidad le ha apoyado, debemos zahondar aclarándonos primero la naturaleza de La Puerta de Ishtar. Ni mañana van a salir 5 proyectos así ni pasado recaudarán tanta pasta.

Primero, no es flor de un día. Hay años de trabajo detrás y trabajo TRAS lo que se enseña. No es el rolero manolito que se le ha ocurrido la mega-idea-la-muerte y zas! pone una página para recaudar sin nada más que contar que como va a partir la pana.
Segundo, en esos años de paciente trabajo se ha ido generando expectación a la par que se informaba en el blog del proyecto. Eso es algo más que montarse un Twitter y decir que vas a partir la pana retuiteando todo comentario y rebote que te hacen. Es ir enseñando ilustraciones que vas reuniendo y hablando del proyecto, la ambientación, los avances, las reglas, las metas...
Tercero, se ha mostrado arte muy original profesional y muy cobrado (antes de tener un duro recaudado), entrando por los ojos.
Y por último, y cuarto pilar, se ha buscado el marco de la fantasía que tanto éxito tienen en el rol (con todos mis respetos) pero sin dar barbaros ni medievalismo sin más, sino usando un empaque más inusual, más exótico y ADEMÁS, no dando lo mismo en cuanto reglas, lo que vendría a ser hasta asumir riesgos tirando al indie, porque el D20 estará ya más que quemado, pero el D100 anda a mano y se ha asumido el riesgo de dar un sistema propio, Motor de Emociones y no muy convencional.

Ya sea este último punto reinventar la rueda, hacer atractivo lo muy visto, el equilibrio perfecto entre exploit y apuesta arriesgada o como sea, el asunto es que la fórmula funciona y atractiva es para hacerlo. No veo suerte, veo trabajo y constancia. No veo explotar algo que se lleva, veo originalidad y buen criterio. No son virtudes muy comunes en el rol en general.

En nuestro mundillo del rol no abundan las editoriales y las que publican rol hecho aquí suelen publicar el suyo o directamente autoeditan (la editorial soy yo y mi abanico de productos, mi juego), por lo que presentar el producto y empezar a recaudar dinero para hacer una edición al uso puede ser de lo más atrayente. Sin embargo, cualquiera con dos dedos de frente debería valorar los puntos detrás del éxito de Puerta de Ishtar antes de tirarse a la piscina pensando que es fácil lograr el mismo resultado y descalabrarse.

Francamente, conociendo el mundillo alternativo de rol (por no decir amateur no sea que enfade a alguien), no me imagino muchos nombres o firmas que podrían presentar una apuesta tan fuerte a un crowfunding. Quizás Zhenogaia (me dice el instinto), quizás la gente de Ars Épica porque ya tiene un nombre, saben ilustrar, imprimir barato y (no menos importante) dotar de personalidad y entiedad a un producto. Pero ni han saltado al ruedo, y si lo hicieran, tendrían que preparar esa campaña lenta además del producto. Ojála lo hicieran, pero no estaría la pestaña para donar mañana ni mucho menos.

Pero como he mencionado antes, he visto poco tino y a veces poca cabeza editando, así que a pesar de que (al menos a mí) me resulta tan obvio que todo el mundo no puede tener un éxito como el juego que nos ocupa, es posible que aparezcan quienes deseen tomar estas plataformas de micromecenazgo como la manera de sacar su juego, pero dudo mucho que vengan enseguida y que sean muchas ofertas las que tengamos como para saturar el mercado de la donación (por así decirlo) y haciendo que se fastidie el invento como algunos temen.

Es más, hay un filtro para estas cosas. Se lo explico a mi gente con los descargables gratuitos desde hace años y sigue pareciendo algo marciano, pero el caso es que vendes y has de saber vender tu producto aunque no cobres nada para que tenga éxito y cale lo que estás haciendo. Si esto es necesario para el material de gratis que regalamos en Arcano XIII, sin ir más lejos, lo es mucho más cuando le pones un precio e intentas cobrar por ello. Si en ese nivel todo lo de marketing se complica y se vuelve vital, imagina como se pone lo cosa cuando cobras ANTES de tener el producto y poder servirlo. Eso es aún más complicado.

Es tan sencillo como que si mañana 5 entusiastas nos colgaran en una plataforma de éstas su proyecto, aparte del trabajo previo publicitando y el meneo en redes sociales para que veamos que es, tendrán que enseñar algo y que nos guste. Un boceto en un bloq o 150 palabras con el concepto del juego lleno de promesas no venden tan bien como uno pensaría. La demanda puede incentivarse, pero tiene su techo, la oferta puede subir muchos enteros, pero la gente, el cliente, es selectivo y tiene el poder de pedir ver más y que sea mejor para ser convencido para desprenderse de su pasta. El que no sepa ver que Puerta de Ishtar pone muy, muy alto el listón para el siguiente, lo descubrirá a las malas si no se lo curra.

No habrá una explosión ni revolución en el campo de la edición de rol por culpa de Puerta de Ishtar y no se llenará Verkami ni Lanzános de proyectos mediocres hasta ahogarse. Si navegan entre sus archivos verán proyectos más atractivos o no, más ecuménicos o locales, más conocidos o no; unos llegan y otros no. Es como todo. El juego de marras ''solamente'' anda subiendo muchos enteros lo concebible en un proyecto autoeditado (es un decir) en general y no pintan bastos para el ramo, aunque tendremos suerte si sale al menos cada año un proyecto así y tan así de bien.

Todo este post tan seriote y reflexivo viene a colación por varias razones. Empiezan las Ludo Ergo Sum (de las que ya hablé aquí) donde se dejará ver, pero aún no habia tenido oportunidad de hablar del juego a sabiendas de que no necesitaba la poca publicidad que pudiera dar a Rodrigo ni mis hermanos arcanos metidos en el proyecto. Sabeís como ando de liado, pero ya iba tocando. Las otras razones van porque está tarde ha tocado reunión en el currillo este que me ha salido sobre financiación grupal y producción propia (recuerden que tengo acceso a crear suplementos oficiales para Paranoia y Traveller) y estas deliberaciones he tenido que elaborarlas para dicha reunión. ¿Por qué no compartirlas con la comunidad?.

Divertios este finde y acercaros a las LES si es posible, que a mí me pilla trabajando y sin un duro (una contradicción solamente aparente, pero así andamos todos en mayor o menor medida)
 


Publicar un comentario en la entrada