11 enero 2016

Rol ciberpunk: El futuro no es ya lo que solía ser (o sí)

La cita, sin la acotación en paréntesis, es de Arthur C. Clarke y bien que se aplica cuando nos toca ver el retrofuturismo, esas visiones del futuro que se concibieron en el pasado y que no encajan para nada con nuestro presente. Esto no es solamente un problema de Cyberpunk 2020 sino de todo el género de la ciencia ficción al uso. Este fenómeno, o mal endémico, es algo de lo que he venido hablando más de una vez, y más que saldrá en el recorrido de esta serie de artículos.

Pero acabo de decir que no es ya lo que solía ser... o sí. Esto va a ser el tema de este post, una especie de breves donde les voy a indicar que nuestro presente o futuro cercano es tan loco como se podía ver en algunas ficciones, cómo conceptos que seguramente descartaríamos se hacen reales y debemos estar atentos porque si son nuestro presente o futuro inmediato, será mejor que no se nos escapen en ese Cyberpunk 2020 nuevo que queremos hacer o esa ambientación rolera por el estilo.

Lo que me gusta de volver a escribir a un blog es no tener que encajar todo en la fórmula, nivel de análisis o estructura de los (sesudos) artículos de Fanzine Rolero. Vamos a divertirnos un poco picoteando en temas y enlaces que no darán para artículo por separado, pero que sin duda son interesante documentación. Las reglas no escritas de este tipo de paseos dictan que empieces por lo más aburrido y común, para luego ir subiendo.

Sí, tiene una luz LED ahí. Moda del futuro hoy. Se comenta más abajo. Lean.


El director de juegos como Twilight 2000 RPG o Apocalypse World (mucho más a mano, no es que me haga autobombo) quizás este interesado en esto. Lo enseñé al grupo de lectores de FR en Facebook, pero se quedó la gente un poco igual. Entendedme, no me quejo, pero aparte de que no siempre te puedan dar el juego hecho de gratis; debería ser importante o al menos estimulante el que se te sirva materia prima. Si en algo destacamos los roleros es en no ser (o no deber ser) meros consumidores pasivos. Pero volvamos al asunto de marras. 
Esto es un paseo virtual estilo Google Streer View por la ciudad cercana a la central nuclear de Chernobyl. Con las fechas invernales y más cálidas para una orgullosa ciudad que fue evacuada dejada en manos de la naturaleza, una beta o prototipo de como quedarían los núcleos urbanizados cuando la raza humana la espiche masivamente o se tenga que ir a vivir al espacio o algo así. Es acongojante, pero también tiene su belleza siniestra y es inspirador.


Aunque no soy amigo de depurar lugares que no nos gusten, como Oriente Medio, con guerras nucleares (recordemos, una premisa del Cyberpunk 2020) no veo por qué no recurrir a esto para crear ciudades fantasma que se alzaron sin compradores en la burbuja inmobiliaria (ha pasado en cierta medida con barriadas de verano y chalés en España, pero en China hay, literalmente, ciudades fantasma de este tipo por la misma razón). Bien, pasadas unas décadas deberían lucir de esta manera. 

Rusadas.com me lleva dando unas semanas en las que aprovecho mis escasos huecos de lectura online cribando cosas y topando con estas maravillas. No van a ser estas las últimas que les enseñe. De hecho, voy racionando de la biblioteca de recursos que me va dando. Otro enlace interesante va a ser este sobre el cementerio de vehículos y maquinaria usado en contener Chernobyl, que puede darles una idea de como queda todo ordenado cuando se declara vetada una zona al hombre y sus enseres peligrosos por contaminación. 


Ahora debería tocar lo que tengamos perturbador para poder avanzar por lo siguiente, quitando el mal rollo resultante. Bien, esto es muy perturbador. No les voy a hablar de teoría de juegos (y eso ya lo hace el artículo) pero lo que narra es inquietante, el proyecto en pocos años de usar un modo de puntos y ranking para juzgar la seguridad financiera y la lealtad al Estado de sus ciudadanos. Parece increíble porque es una pesadilla futurista que se apoya en la tecnología de las bases de datos unificadas y actualizadas en tiempo real o casi, pero es una realidad posible y parece que inminente. Por cierto, cabe indicar que debo a Cifu ambos enlaces.

China lleva tiempo haciendonos preocupar en cuestiones de control de sus ciudadanos. Por todos es sabido, o debería serlo, que ya Madrid es una ciudad que se parece a Londres en cuanto a que dejamos un rastro completo de casi todo nuestro trayecto yendo a trabajar. Montones de datos confirmados como el peaje, los bonos de transporte, las cámaras de tráfico, las privadas de los bancos, de edificios públicos... nos observan y registran. Sin embargo, nuestra privacidad se supone protegida por un matiz tan delicado como que no existe un registro unificado de todo esos rastros y filmaciones. Es decir, que lo que queda en la cámara y el registro del banco o cajero, en el supermercado y los medios de seguridad de la vía pública, no se almacena junto, no se procesa y al tiempo se destruye pasado un tiempo en la mayoría de los casos.
Bien, es solamente un pequeño matiz, que no haya una supra-autoridad que pida toda esa info y no haya personal analizando cada minuto de metraje para que sepa que hacemos en cada momento en la vía pública.
Desgraciadamente, esa autoridad existe en China y es el gobierno. Un Estado capaz de poner a gente y entes coordinados de forma marcial para conseguir lo que pueda necesitar y sin escrúpulos morales o de libertades. China no piensa depender de tener, por ejemplo, a cuatro millones de chinos con un teléfono al lado para avisar si hace algo inadecuado un ciudadano pinchando distintas cámaras públicas o privadas en cada uno de sus monitores. China es pionera mundial en el campo del reconocimiento de rostros automatizado desde los años 90. Es decir, que una cámara en una esquina que nos vea pasar, nos reconocerá y dejará en un registro automático que pasamos por allí. Si fue a las 23.42 de la noche un día laborable, no parece algo usual. Quizás entonces reúnan los datos de otras cámaras para descubrir nuestra ruta hacia un comercio o una vivienda particular ajena ¿qué compramos? ¿a quién visitamos y para qué? lo primero es constatable fácilmente recurriendo a otras bases de datos aunque paguemos en metálico. Quizás lo segundo, si la persona es alguien vigilado, nos haga que tengamos un policía en la puerta para hacernos unas preguntas a la mañana siguiente.

Efecto real. No es tecnopelo del Cyberpunk 2020, pero casi

Este futuro horrible de distopia se está formando ahora y es casi realidad ya toda la tecnología necesaria. ahora bien, les parecerá loco y lejano, cosas de China donde políticos del partido considerados traidores son asesinados en purgas hoy día. Sin embargo, ciudadanos alemanes andan AHORA destruyendo chips en su carné de identidad  metiéndolo en el microondas casero para, según ellos, evitar que les espíen, y el nuevo DNI Español ya contiene un chip parecido. En el caso de nuestro país, los recelos no son para con la CIA (que sin embargo, tiene fuerte vigilancia sobre España) sino que estando castigado con fuertes multas el asistir a manifestaciones (esto no lo creerán mis lectores de ultramar, pero es cierto), rastreos sobre un área podrían dar una lista de personas concentradas en una manifestación para llegarles la multa a casa. Multar por sanción administrativa (independiente de juzgado de ese modo) es una manera del anterior gobierno de restringir el derecho de reunión y manifestación.
Aunque desgraciadamente este atropello de las libertades civiles es cierto, no está confirmado nada sobre la electrónica contenida en los documentos de identidad. No obstante, para inspirarte en algo de ficción, no necesitas que sea cierto, solo que te de ideas. Ahí queda.

Es posible que digais que exagero y que Cyberpunk 2020 no era un juego distópico de este estilo (aunque tampoco es que fuese muy feliz) y que esto es más propio de Paranoia JdR. Tenéis razón. Sin embargo, la tecnología y los datos están ahí, quizás obraran así las corporaciones en sus oficinas, en sus almacenes, fábricas y barrios residenciales, estando todos estos bien cerquita en una especie de ciudadelas privadas dentro de las ciudades o como satélites a estas, con su propio servicio de seguridad y espionaje para protegerse del ídem industrial y operaciones de fuga de cerebros (voluntarias o por la fuerza, las llamadas extracciones) que justificaran esto para sus empleados-ciudadanos. No estoy contando una tontería, las tesis de Roberto Vacca venían a decir que esto podría ocurrir ya en los 70, pero ya dedicaré un post a este asunto. Por ahora les confirmo que eso de corporaciones teniendo más autoridades que algunos países y derechos diplomáticos es prácticamente una realidad con ex presidentes y gente de los gabinetes presidenciales y ministerios relacionados con ellas, y sus acciones internacionales teniendo tentáculos como hacer en un lado lejano lo que no le deja la jurisdicción de un país. Económicamente, también son gigantes peligrosos. Ahí les dejo con que pensar.

Continuando, vamos a bajar un poco el tono sombrío. hablemos de algo superficial, más alegre. Moda. Todos pueden recordar el absurdo aspecto de al gente en algunos diseños de producción de filmes futuristas. Por ejemplo, Blade Runner sin ir más lejos, que tanto marcaba la estética ciberpunk. ¿Recuerdan la gente con neones en las prendas o el palo de sus paraguas? ¿Estúpido? Peor sería iluminando sus genitales y las zonas donde uno procura no mirar porque casi se insinúan, como faldas y escotes. Sin embargo, esto ya es una realidad y no solo en ese loco Japón que tanto nos fascina. Aquí tienen otro link sobre como se asienta esta nueva moda, que bien mirado tiene sentido. Se vende a los coches como algo de sensualidad y hasta de relación amorosa en la publicidad; así que si las féminas se iluminan con luces los bajos como los coches tuneados de Fast and the Furious podíamos decir que es retroalimentación y casi algo natural. O no. 


Inverosímil, pero cierto. A veces la realidad imita a la ficción. Otro concepto que nunca tomamos en serio de la moda ciberpunk que veíamos era lo del pelo luminoso en la oscuridad. Era muy cool dando un aspecto irreal, pero era como pedir que dispararan mejor a tu rockero. Yo tenía diseñados implantes de tecnopelo de este tipo pero con orden de apagado para pasar desapercibidos cuando hacía falta, que menos. Pero digamos que no era un tipo de implante muy popular, pero destacar así en fiestas estaba haciéndose popular entonces, la actriz española Silke, que tuvo su pico de fama a mediados de los 90 y a la que prestaba atención por intereses personales nada artísticos, contaba en 1997 en una entrevista que en Ibiza se iba al campo para bailar sin ropa con dibujos luminosos en la oscuridad pintados en su cuerpo. Creo que entonces ni era popular el término rave. Como ven, no era un invento tan difícil de concebir ni tan estúpido como para que la gente no lo encontrara interesante.
Hoy día sin implantes ni nada puede hacer eso a tu pelo. Aquí pueden comprar el gel necesario 
De este tipo de productos sale la foto de chica luminosa en la oscuridad de más arriba.

Ahora bien, tomando la idea anterior del arte corporal y lo del pelo fluorescente (¿no debería se fosforescente?) tenemos los tatuajes luminosos en colores. Esto tampoco era extraño en el arte conceptual del juego de rol o las obras ciberpunk en general. Hay un problema con ello respecto a toxicidad o resistencia de la piel, pero todo se arregla: basta con usar tinta conductor a la manera de la henna para tinte o arte corporal y ponerle pilas ¿Demasiado estúpido o rebuscado para ser cierto? Podría parecerlo. En este link tienen un pequeño reportaje sobre ello. Y me van a disculpar que no hable de las camisetas con pilas para hacer esto mismo o mostrar imágenes que cambian, porque creo que ya son muy, muy comunes y conocidas. ¿Ustedes no salen mucho de fiesta por Londres? Si es que eso que digo a está pasado de moda hace años, tuvo su momento.

Por último ¿Recuerdan cuando señalaba que era algo estúpido mutilarse partes del cuerpo para cambiarlas por partes no orgánicas? ¿O esos aparatosos implantes de las ilustraciones ciberpunk baratas? Pues al parecer estaba siendo muy taxativo. Ya tenemos el primer ciborg legalmente reconocido, Neil Harbisson, que con una antena en la cabeza nos puede decir si hay mucha radiación ultravioleta, tiene algo que anunciarnos ''escuchando el color'', dicho todo en Español en video y con su antena en la cabeza. Parece coña, pero no lo es, y no es el primer artista de este tipo.

Lo que es la vida, a veces traiciona al arte más imaginativo quedando corto, a veces lo que ideábamos por diversión, a sabiendas exagerado e inverosímil se hace realidad. Este post ha tratado de esto enseñando pruebas de ello y, espero, estimulando su imaginación a la par de invitarla a ser más osada si conciben una ambientación de este tipo. Al fin y al cabo, si todo esto que teníamos que nos era irrisorio ha llegado a ser realidad ¿por que no puedes ser un poco más valiente en tu ficción? Es lo que os recomiendo como creadores.

¿La realidad? ¿Que le debemos a la realidad? Ya vendrá ella y pondrá en su sitio a tu obra al tiempo... o no, claro.

Esto es parte de una serie de artículos sobre crear rol y ambientaciones ciberpunk. Si quieres verlas todas reunidas, cliquea la etiqueta Afterpunk

Publicar un comentario